No hables sin saber: la guerra y los refugiados sirios

Son tantas las palabras que quiero escribir y tantos los sentimientos que quiero transmitir que no sé si seré capaz de explicar cómo me siento. Siempre he sido muy activa políticamente, creo fervientemente que el pueblo debería instruirse en las ciencias políticas para tener claro que son ellos los que gobiernan, no unos pocos. He recibido muchas críticas a lo largo de los años, sobre todo de mi familia, así que estoy acostumbrada a que me llamen comunista, rebelde o radical, pero no me importa, las personas que usan esos adjetivos para intentar desacreditarme se definen ellos solos: incultos políticos.

Primero quiero explicaros qué es lo que ha pasado en Siria y por qué el pueblo sirio está migrando hacia Europa, ya que parece ser que a muchos se les ha olvidado. Los sirios llevan en guerra más de 4 años, llevan pidiendo asilo desde que comenzó la guerra. Las últimas semanas nos han bombardeado con imágenes de personas saltando vallas alambradas y diciéndonos que no se pueden acoger, que son personas que quieren venir a Europa, no personas que están huyendo de la masacre y del terror. Ahora que ha aparecido una foto de un niño ahogado en la playa de Turquía parece que se están activando las alarmas de humanidad. No voy a poner la foto, al igual que no pongo imágenes de los niños de mi alrededor tampoco voy a jugar con la imagen de un niño asesinado. Porque no nos engañemos, todas esas personas, todos esos niños que están muriendo tanto en el mar como en la tierra, están siendo asesinadas, tanto por el ISIS, como por el gobierno sirio y como por Europa.

Recuerdo cuando comenzó la Primavera Árabe,: la ilusión por un cambio, quizás utópico, pero millones de personas luchando por una democracia. Recuerdo Túnez, Egipto, Libia, Yemen y Siria, que fueron los países donde se derrocaron gobiernos mediante el ejército o mediante guerras civiles, el único que sigue en una guerra civil es Siria.

Resumen del conflicto sirio

La crisis comenzó a inicios de 2011, cuando parte de los sirios se alzaron en una serie de protestas en contra del gobierno. Los manifestantes reclamaban más libertades y plena democracia, así como también un mayor respeto de los derechos humanos. El gobierno de Bashar al Assad y su padre Hafez antes de él, estaba en el poder por más de 30 años. Naciones que apoyan al gobierno sirio como Rusia argumentan que la verdadera finalidad del conflicto es el dominio occidental sobre el país, ya que naciones como Estados Unidos apoyan de manera económica a los grupos rebeldes.

Frente al aumento sistemático de la fuerza de las manifestaciones y el uso de armas dentro de las mismas, el gobierno respondió de forma violenta, siendo acusado de disparar a manifestantes sin armas indiscriminadamente; haciendo que la rebelión se intensificara a lo largo del mismo año. La respuesta a las manifestaciones provocó que una parte de la sociedad civil y sectores del Ejército se alzaran en armas formando el llamado «Ejército Libre de Siria». A su vez, otros grupos opositores al gobierno luchaban por el derrocamiento de este incluyendo grupos radicales como el ISIS. Rápidamente, estos grupos insurgentes fueron tomando ciudades importantes del país. Para finales de año, los rebeldes —como se comenzó a denominar en los medios internacionales a quienes se enfrentan al gobierno— habían formado una guerrilla en el norte y este del país que posteriormente se extendería a lo largo del territorio sirio.

A comienzos de 2012, los grupos llamados rebeldes habían logrado dominar muchas localidades del norte del país, debido en parte a su mayor cercanía con Turquía, el cual era acusado de apoyarlos. Para entonces, la revolución había degenerado en una guerra civil. A lo largo del año se intensificaron de manera creciente los combates, así como la dureza de los ataques del Ejército a las ciudades ocupadas por los rebeldes, destacando la ofensiva sobre Homs, que convirtió en la ciudad más dañada de la guerra hasta entonces. La guerra tomó un curso más serio y decisivo cuando entre junio y agosto los rebeldes invadieron las dos ciudades más importantes de Siria: Alepo y Damasco. Los combates ocasionaron grandes perdidas civiles y daños patrimoniales. La primera continúa con enfrentamientos diarios que han devastado la ciudad, con la mayoría del territorio inmerso en una guerra que la ha destruido. En el caso de Damasco, el Ejército logró hacer retroceder y rodear a los rebeldes, aunque a fecha de 2015 persisten reductos rebeldes en el oeste de la ciudad.

syrian_civil_war-svg

A partir del segundo semestre de 2012, comenzaron a llegar grupos radicales islamistas, que se unieron a los rebeldes seculares, con los cuales colaboraron en muchas ocasiones. En 2013, Hezbolá entró en la guerra del lado del Ejército sirio.  Aprovechando la caótica situación, los kurdos del norte de Siria también se han alzado en armas, enfrentándose tanto a gobierno como a oposición. Para finales de 2013 y 2014, la violencia en Siria ha crecido brutalmente, con combates diarios y devastadores ataques entre los bandos. Los enfrentamientos se producen en cada rincón del país, mientras los bombardeos y los atentados son cada vez más seguidos. En tanto, los campos de batallas más frecuentes siguen siendo las ciudades más importantes de Siria.

syria_kurdos_arabes

En sus ramificaciones internacionales, la rebelión recibe apoyo en distinto grado los países occidentales, como Estados Unidos, naciones vecinas como Turquía y los países árabes del golfo Pérsico, mientras que el gobierno es apoyado de distintas maneras por Irán, Rusia, la organización libanesa Hezbolá y algunos otros gobiernos entre los que destaca China.

Se han usado armas químicas en repetidas ocasiones, y ambos bandos del conflicto han sido acusados desde diversas organizaciones y gobiernos de cometer crímenes de guerra y graves violaciones de los derechos humanos así como también daños patrimoniales históricos. Este cúmulo de atrocidades han convertido al conflicto en la más brutal crisis de la Primavera Árabe y una de las peores guerras del siglo XXI.

608932

A mediados del 2014, uno de los grupos islamistas más extremos, el ISIS, se enfrentó con el resto de facciones rebeldes, tomado el Este de Siria y luego atacando Irak, donde se apoderó de un tercio del territorio de este país después, Su líder Abu Bakr al-Baghdadi proclamaría la creación de un nuevo califato y empezó a atacar a el resto de las facciones, convirtiendo la guerra civil siria en un conflicto internacional.

En la mayor parte de las zonas donde el gobierno ha perdido el control, los diferentes grupos rebeldes islamistas como el Estado Islámico y Al Nusra instauraron un califato pan-islámico regido bajo la Sharia, la ley islámica, que se ha caracterizado por un desprecio por las libertades, la democracia y los derechos humanos, y una apología por el terror.

Los muertos en la guerra de Siria han alcanzado los más de 200.000 fallecidos y unos 4 millones de refugiados, muchos de ellos buscando asilo, que es lo que estamos viendo en las noticias en estos días.

https://es.wikipedia.org/wiki/Guerra_Civil_Siria

¿Por qué la gran crisis migratoria es ahora?

Daraya-siria

Solo entre el 1 de enero y el 1 de septiembre de 2015, al menos 351.314 personas han llegado a las costas europeas, principalmente a Grecia (234.778 personas) e Italia (114.276), seguidas muy de lejos por España (2.166) y Malta (94). Según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), al menos 2.643 personas que intentaban llegar a Europa han perdido la vida en el Mediterráneo, aunque el organismo no descarta que esta cifra sea muy superior. Las explicaciones son estas:

La guerra de Siria y la expansión del Estado Islámico: Las nacionalidades de los migrantes, en su mayoría sirios, aunque también afganos, eritreos y nigerianos, aporta la primera clave sobre esta llegada a Europa de peticionarios de asilo, sin precedentes en la historia reciente. Si bien es cierto que la guerra en Siria ha cumplido ya su cuarto aniversario, la irrupción en el campo de batalla del Estado Islámico (EI) ha intensificado aún más un conflicto que ya se ha cobrado la vida de más de 230.000 personas y ha provocado que 11,5 millones de sirios hayan abandonado sus hogares, según informa ACNUR (la Agencia de la ONU para los refugiados). El autoproclamado califato controla parte del norte y del oeste de Irak y más de la mitad oriental de Siria, donde impone un régimen del terror a quienes no cumplen de forma estricta la versión más extremista del islam suní.

Los países vecinos restringen el paso a refugiados sirios:Después de que durante los últimos cuatro años cientos de miles de sirios se hayan exiliado en Jordania, Líbano y Turquía, estos países han comenzado a imponer restricciones a nuevos ingresos, desbordados ante la continua entrada de refugiados. Turquía ha acogido a 1,8 millones de exiliados (el 2,3% de su población), Jordania a 630.000 (un 9,4%) y Líbano a 1,2 millones (un 27,9% de su censo). Ante las dificultades de ingresar en los países vecinos, los sirios buscan nuevas rutas hacia Europa.

Progresivo desmoronamiento de Libia: La práctica ausencia de Estado en Libia, con dos Gobiernos asentados en ciudades distintas, uno en Tobruk (noreste del país) reconocido por la comunidad internacional, y otro asentado en Trípoli, controlado por las milicias rebeldes, ha favorecido la expansión de las mafias que trafican con inmigrantes, especialmente con subsaharianos. El pasado abril, un viejo barco ocupado en el que viajaban unas 800 personas volcó frente a las costas de Libia. Solo sobrevivieron 28 personas.

El uso de las redes sociales: Facebook se ha convertido en una importante fuente de información para quienes desean escapar de sus países. En la red social es posible encontrar el precio del viaje, incluyendo los traslados o los sobornos. En las páginas en árabe, se pueden hallar con facilidad a qué números llamar para organizar un viaje. Después, WhatsApp o Viber ponen en contacto a migrantes y traficantes durante el trayecto.

http://internacional.elpais.com/internacional/2015/09/02/actualidad/1441203464_243164.html

homs-Siria

siria

 

Bien, ahora ponte en el lugar de las familias sirias, ¿qué harías tú? ¿Qué harías para salvar a tus hijos de la masacre y la destrucción de tu pueblo? ¿Te quedarías en tu ciudad sabiendo que vais a morir todos? ¿O harías cualquier cosa para salvar a tu familia?

¿Crees sinceramente que están viniendo a Europa para quitarte tu puñetero trabajo o tu casa?

Anuncios

Un comentario en “No hables sin saber: la guerra y los refugiados sirios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s